La Artritis idiopática juvenil

06.07.2017

Existe la creencia de que las enfermedades reumáticas únicamente afectan a personas mayores. Es por lo que hoy en el blog de las personas que viven con dolor te ayudamos a conocer la artritis idiopática juvenil.

La Artritis idiopática juvenil

El común denominador de esta enfermedad es que se trata de una artritis persistente en jóvenes por debajo de los dieciséis años.

La Artritis idiopática juvenil (AIJ) es un grupo heterogéneo de artritis de origen desconocida que se produce durante la infancia. Se compone de distintas enfermedades, cada una con una forma de presentación y manifestaciones diferentes.

¿Cuáles son los principales síntomas de la artritis idiopática?

Los síntomas de la AIJ pueden incluir:

  • Articulación hinchada, roja o caliente.
  • Cojera o problemas para usar una extremidad.
  • Fiebre alta y repentina.
  • Erupción cutánea (en el tronco o las extremidades) que va y viene con la fiebre.
  • Rigidez, dolor y rango de movimiento limitado en una articulación.
  • Lumbago que no desaparece.
  • Síntomas generalizados como piel pálida, inflamación de los ganglios linfáticos y apariencia de enfermo.

La artritis idiopática juvenil también puede causar problemas oculares llamados uveítis. Cuando los hay, pueden ser:

  • Ojos rojos.
  • Dolor ocular, que empeora al mirar a la luz (fotofobia).
  • Cambios en la visión.

¿Cómo se clasifica la artritis idiopática juvenil?

Actualmente se incluyen siete subtipos de enfermedad:

  • Artritis sistémica. Es artritis en una o más de una articulación. Las articulaciones más frecuentemente afectadas son las rodillas, tobillos y carpos.
  • Se denomina así cuando afecta a cuatro o menos articulaciones. Se divide en persistente o extendida si tras los primeros meses de evolución se extiende a más de 5 articulaciones. Las articulaciones que se afectan con más frecuencia son las rodillas y los tobillos.
  • Poliartritis factor reumatoide positivo. Afecta a cinco o más articulaciones con factor reumatoide alto. La enfermedad es equivalente a la artritis reumatoide en los adultos por lo que las articulaciones que más se afectan son la de las manos y los pies. Puedes consultar nuestro artículo sobre síntomas de artritis reumatoide.
  • Poliartritis factor reumatoide negativo. Afecta a cinco o más articulaciones con factor reumatoide negativo. A diferencia de la anterior suele ser asimétrica. En ocasiones, la artritis es menos intensa siendo más importante las contracturas en flexión que se producen.
  • Artritis psoriásica. Es similar a la que encontramos en el grupo oligoarticular. Suele acompañarse de dactilitis. Como en la forma adulta la afectación de las interfalángicas distales es bastante típica. La localización de la psoriasis suele ser parecida a la de los adultos. Es decir, aparece en codos, antebrazos y rodilla.
  • Artritis relacionada con entesitis. Tiene como características, dolor inflamatorio en columna lumbosacra y dolor a la palpación en sacroilicas. La entesis que más se afecta es el tendón de Aquiles.
  • Artritis indiferenciada.

El niño también puede presentar una erupción. Otros signos incluyen:

  • La inflamación del hígado.
  • Inflamación del bazo.
  • Inflamación de los ganglios linfáticos.

¿Cómo se diagnostica la artritis idiopática juvenil?

El diagnóstico se realiza mediante radiografía y resonancia magnética. Además el examen físico puede mostrar articulaciones inflamadas, y sensibles que duelen al moverlas.

¿Existe algún tratamiento?

El tratamiento debe realizarse lo más pronto posible y cada niño deberá recibir un tratamiento individualizado. Es por lo que el tratamiento va a tener distintos niveles de intensidad dependiendo del tipo, del momento y de la gravedad de la enfermedad.

El objetivo de los tratamientos es cuidar el desarrollo íntegro del niño, tanto físico como psíquico, intentando mejorar en todos los aspectos su calidad de vida.

  • Reposo. En general estos niños van a necesitar periodos de reposo más largos e intervalos más frecuentes que sus compañeros, aunque un reposo prolongado en cama es perjudicial para esta enfermedad.
  • Las Férulas. A veces se necesitan férulas de descanso para ayudar a mantener las articulaciones en buena posición durante el sueño. Especialmente en las muñecas y en las rodillas.
  • Juegos y deportes. La natación es uno de los mejores ejercicios. Relaja los músculos, las articulaciones se mueven más fácilmente sin soportar peso sobre ellas y además es un buen deporte. El niño con artritis es muy recomendable que aprenda a nadar lo antes posible.
  • Cirugía. Algunos niños necesitarán operarse para extirpar el tejido inflamado de una articulación (sinovectomía) o tendón , o alinear los huesos de una pierna (osteotomía).

La tecnología de Andulación 

Es un tratamiento que se utiliza principalmente para aliviar el dolor, mejorar el rendimiento y el bienestar del organismo. En su creación han participado científicos, médicos y universidades.

En el marco de los equipamientos médico y terapéutico, la tecnología de Andulación® se ha mostrado como un eficaz complemento para el tratamiento de dolencias músculo-esqueléticas y patologías crónicas como en este caso, la artritis y la artrosis. 

La tecnología de Andulación y su dispositivo Andumedic®3 pueden ayudar a  mejorar los síntomas de artritis y mejorar así la calidad de vida.

La Artritis idiopática juvenil
Vota el artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *