Diente anquilosado o anquilosis dental, ¿qué es y cómo tratarlo?

19.11.2016

Es posible que hayas estado recientemente en el dentista, para una simple revisión, y te haya dicho que tienes un diente anquilosado. Pero, ¿cómo es posible, te preguntarás, si no has sentido ninguna molestia? Esto sucede porque la anquilosis dental es asintomática.

Diente anquilosado o anquilosis dental, ¿qué es y cómo tratarlo?

Un diente anquilosado está adherido o fusionado con el hueso alveolar, ubicado en los maxilares, más cercano. La consecuencia más tangible del anquilosamiento dental es que se produce una mordida abierta.

La mordida abierta es un hueco que se abre entre los dientes de arriba y los de abajo. Lo que sucede es lo siguiente: el diente se fusiona con el hueso maxilar y este tira de él hacia abajo. A este fenómeno se le conoce como “inmersión”. El diente o dientes afectados se hunden y van dejando un hueco.

Generalmente, la solución pasa por extraer quirúrgicamente el diente anquilosado y corregir los desplazamientos anormales, posteriormente, con ortodoncia. Otros tratamientos pueden ser la decoronación o el autotrasplante de dientes.

Causas de la anquilosis dental

Las causas de la anquilosis dental no están del todo claras. Hay varias explicaciones posibles y, en la mayoría de los casos, están relacionadas con la carga genética. Aunque el factor hereditario es muy importante, la casuística es más amplia.

  • Infección, bien en el diente, bien en el hueso alveolar.
  • Presión excesiva a la hora de masticar.
  • Empuje constante de la lengua contra los dientes.
  • Problemas de desarrollo óseo de la mandíbula.
  • En el caso de las mujeres, hay que tener en cuenta que uno de los factores de riesgo es el hipotiroidismo.
  • La membrana periodontal, que rodea las piezas dentales, puede estar defectuosa.

La anquilosis dental se puede dar tanto en dientes temporales –los de los niños- como en los permanentes. Es mucho más común en el caso de los dientes de leche, probablemente porque existe una correspondencia entre el desarrollo óseo inicial y esta malformación.

Alteraciones debidas al anquilosamiento de un diente

La revisión periódica odontológica servirá para evitar que el anquilosamiento de un diente vaya a más. Inicialmente, no notarás nada pero, con el paso del tiempo, es bastante probable que la pieza afectada empuje a los dientes que tiene más cerca o que notes molestias al masticar.

También hay casos en los que se percibe una pérdida de la longitud del arco dental.

Diente anquilosado en niños

La anquilosis dental en los dientes temporales (o de leche) es mucho más frecuente que la que se puede dar en adultos, es decir, en los dientes definitivos.

En el caso de los infantes, la pista sobre la presencia de esta patología es que el diente de leche afectado no se cae, como sí que hacen el resto. Esto sucede porque el diente se ha unido, anormalmente, con el hueso maxilar y no puede desprenderse.

La única manera de constatar la presencia de un diente temporal anquilosado es mediante la exploración odontológica y a través de una radiografía de la dentadura. La solución pasa por la extracción del diente afectado.

La detección precoz es básica ya que esta fusión anormal del hueso puede generar problemas en la oclusión –el contacto de unos dientes con otros- y desvirtuar los rasgos faciales.

Tratamiento de la anquilosis dental

Un diente anquilosado ha entrado en un proceso irreversible. Como te comentaba, la solución más común suele ser la extracción y esta, en piezas permanentes, es definitiva. En ocasiones, se puede evitar la pérdida de la pieza.

Los tratamientos alternativos dependen del grado de anquilosamiento y de si el paciente todavía está en período de desarrollo. En este último caso, el de los niños, no se recomienda la reconstrucción con composite ya que impedirá el normal desarrollo óseo de la dentadura.

La decoronación es, probablemente, el tratamiento menos intrusivo. También es el más utilizado en el caso de dientes temporales. Se trata de limar la corona del diente para permitir que la sangre fluja normalmente por el espacio afectado por el anquilosamiento.

 

actitud positiva

Diente anquilosado o anquilosis dental, ¿qué es y cómo tratarlo?
Vota el artículo