Patologías según la zona de la espalda dolorida

09.07.2019

¿Quién no ha sufrido alguna vez en su vida un dolor de espalda? Para algunas personas el dolor de espalda forma parte de su día a día.

El dolor de espalda normalmente se concentra en una zona concreta de ésta. En función de la zona que tengamos dolorida podemos estar hablando de una patología u otra.

En este post te explicamos cuáles son las diferentes patologías que se dan en función de la zona de la espalda donde sientas dolor.

zona de la espalda

El dolor de espalda puede deberse a varios factores: malas posturas, una vida sedentaria, pasar muchas horas sentados o de pie, el estrés… En función de la zona en la que aparezca este dolor, puede desencadenar en una patología u otra.

¿Cuáles son las zonas en las que se divide la espalda? Te lo explicamos a continuación.

Región cervical

Se trata de la zona del cuello y los hombros. Sujeta la cabeza y protege la gran cantidad de nervios que salen de ésta hacia el resto del cuerpo. El cuello se compone de 7 vértebras que van disminuyendo en tamaño a medida que se acercan a la base del cráneo.

Ésta suele ser la zona de la espalda más castigada por los malos hábitos posturales. Pasar muchas horas trabajando delante del ordenador, malas posturas cuando vemos la televisión, el excesivo uso de los dispositivos móviles, cargar con bolsos y mochilas muy pesados,… Todo esto nos provoca una serie de dolores y contracturas en el cuello que pueden desencadenar en patologías como cervicalgia, artritis cervical, hernia cervical o tortícolis.

Los principales síntomas para detectar que algo no va bien en la zona cervical son dolor, rigidez, problemas para mover el cuello, hormigueo o debilidad en el brazo, dolor de cabeza, mareos, o cansancio.

Espalda media

Las doce vértebras de la espalda media forman la columna dorsal. En esta zona de la espalda los dolores son menos comunes. Al contrario que la zona cervical y lumbar, la espalda media es bastante estática. La columna dorsal, junto con las costillas, forman una caja fuerte y sólida que protege los órganos vitales, como el corazón y los pulmones.

El dolor en la espalda media puede estar asociado a alguna lesión o a un alto nivel de estrés. Malas posturas, cargar peso en exceso, una hernia discal, la fractura de una vértebra, o una excesiva tensión muscular pueden ser algunas de las causas de estos dolores.

Cuando sentimos dolor en la espalda media puede ser un síntoma de deficiencia en la masa muscular debido a la falta de ejercicio físico, traumatismos o lesiones, o la presencia de alguna patología como artritis, artrosis o espondilitis anquilosante.

Si el dolor se focaliza en uno de los costados puede ser una señal de infección en alguno de los órganos vitales, como piedras en el riñón, cálculos en la vesícula o inflamación del hígado.

Región lumbar

La región lumbar es una de las más propensas a estar dolorida. Se trata de la zona baja de la espalda que sujeta, junto con la columna dorsal, todo el peso del torso.

Las causas de este dolor en la zona lumbar son la carga de mucho peso, debilidad muscular, sobrepeso, desequilibrio postural o estrés.

El dolor en esta región de la espalda también puede ser un síntoma de alguna patología como lumbalgia, ciática, artritis, hernia discal. En el caso de las mujeres, este tipo de dolencias también puede estar relacionado con problemas en el endometrio, el útero o los ovarios.

Zona sacra

La zona sacra se encuentra bajo la región lumbar y en la parte posterior de la pelvis. Se trata del hueso que conecta la columna vertebral con la mitad inferior del cuerpo.

El dolor en esta zona suele ser más habitual entre las mujeres y puede ser debido a una disfunción de la articulación sacroilíaca.

Si quieres saber más sobre cómo convivir con dolor de espalda, descárgate esta guía gratuita.

HHP_CTA_Convivir_con_dolor_espalda_Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *