Rigidez matutina: qué zonas afecta, causas, prevención y tratamiento

28.06.2017

Es posible que por las mañanas sientas falta de movilidad a nivel muscular e incluso dolor. Es por lo que hoy en el blog de las personas que viven con dolor te hablamos de rigidez matutina.

Índice de contenidos
¿Cuál es la principal causa de la rigidez matutina?
¿Qué tratamientos existen?

Rigidez matutina: qué zonas afecta, causas, prevención y tratamiento
Se trata de una molestia que reduce la movilidad a primera hora de la mañana. Aunque el dolor muscular por las mañanas no es alarmante, es necesario tratarlo para que no se convierta en un problema crónico y los músculos limiten tu movimiento.

¿Cuál es la principal causa de la rigidez matutina?

La llamada “rigidez matutina”, es uno de los síntomas de la artritis reumatoide. La rigidez causada por la artritis reumatoide puede ocurrir en cualquier momento de día, pero es más común por las mañanas o después de periodos largos de inactividad. La rigidez matutina puede ocurrir en cualquier articulación del cuerpo, pero es más común en manos, pies, cadera, rodillas y la columna vertebral.

Es habitual que cuando se es diagnosticado de artritis reumatoide, el médico pregunte cuánto dura la rigidez matutina. Esto es porque el tiempo de su duración es un indicador de qué tipo de artritis se padece. En el caso de la artritis reumatoide y el lupus suelen durar más de 1 hora y la osteoartritis dura aproximadamente 30 minutos.

Es necesario prestar mucha atención a la rigidez con el paso de los días. Se trata de un signo de la actividad de la artritis. Además puede ser una señal de que no se está administrando correctamente el tratamiento farmacológico, o simplemente de que es necesario modificarlo. Te explicamos en uno de nuestros artículos qué es la artritis reumatoide, síntomas y tratamientos.

Es fundamental aprender a gestionar la rigidez matutina. Se trata de una afección que limita la calidad de vida en general.

¿Qué tratamientos existen?

En las visitas médicas el médico puede preguntar acerca de tu rigidez matutina, ya que si se presenta menos rigidez quiere decir que se está respondiendo bien al tratamiento, y que funciona favorablemente.

Existen una serie de acciones que se pueden realizar para disminuir la rigidez matutina y nos ayuden a arrancar por las mañanas:

  1. Seguir las indicaciones del médico. Es el primer consejo. Es necesario expresar todo lo que nos pasa, de cómo nos afecta y seguir al pie de la letra sus indicaciones.
  2. Llevar un tratamiento farmacológico. Es importante controlar la inflamación, rigidez y dolor. Para ello será necesario seguir el tratamiento a base de medicación que nos prescribirá el doctor.
  3. Dormir en buena posición. Esto es dormir sin someter a tensión a las articulaciones. Para ello es necesario dormir en un buen soporte, un buen colchón.
  4. El ambiente del dormitorio. Es absolutamente prioritario asegurarse de que el dormitorio tiene la temperatura adecuada, como por ejemplo un ambiente cálido y seco.
  5. Ducha caliente por la mañana. Tomar una ducha caliente al despertar y realizar a la vez algunos ejercicios suaves. El calor del agua aumenta la elasticidad del colágeno, una fibra que de los músculos y otros tejidos del cuerpo. Todo ello propicia que los ejercicios sean más eficaces.
  6. Realizar ejercicios suaves antes de levantarse. Se pueden realizar ejercicios sencillos en los que se mueve la articulación sin necesidad de utilizar peso. No se trata de ejercicios de estiramiento, este tipo de ejercicios es más suave. Es necesario evitar los movimientos rápidos o bruscos, estos empeoran a las articulaciones rígidas.
  7. Relajar los músculos antes de acostarse. Es necesario reducir al máximo posible la tensión del día a día. Esto ayudará a que nos levantemos con la musculatura mucho más relajada.
  8. Evitar los analgésicos. No ayudan a la rigidez matutina.
  9. Incorporar ejercicios sencillos. En la rutina diaria es conveniente realizar ejercicios de cuello o de muñeca antes de ponerte los calcetines.
  10. Fisioterapia. Es aconsejable trabajar con un fisioterapeuta y realizar así un programa de ejercicios personalizado.

 

Finalmente, si sospechas que padeces artritis reumatoide, o tienes dudas, pide un diagnóstico lo antes posible. La detección de la artritis a tiempo te ayudará a aliviar sus síntomas.

artritis

Rigidez matutina: qué zonas afecta, causas, prevención y tratamiento
Vota el artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *