Vendaje funcional hombro: un sistema para aliviar el dolor

18.11.2016

Si eres aficionado al deporte, seguro que te has fijado en un fenómeno bastante novedoso en los gimnasios y pistas de atletismo: el vendaje funcional hombro. ¿Para qué sirve ese tipo de vendaje? ¿Es una moda o realmente es eficaz para aliviar el dolor de los músculos del hombro y prevenir posibles lesiones? Vamos a intentar averiguarlo…

vendaje funcional hombro


Vendaje funcional en el hombro: ¿en qué consiste?

A la hora de hablar de un vendaje funcional hombro lo primero que tenemos que tener claro es que no se trata de un vendaje “normal”. No es un vendaje de compresión que busque recuperar la funcionalidad del hombro o ese vendaje en forma de ocho tan utilizado para tratar fracturas, esguinces o, incluso, quemaduras.

La palabra clave en la frase vendaje funcional hombro es justo la que está en medio: funcional. ¿Por qué? Porque este tipo de vendaje no impide completamente el movimiento del hombro, sino que le deja la “funcionalidad” justa para que ejecute ciertas tareas necesarias. Pensemos, por ejemplo, en un vendaje funcional para el hombro de un tenista. Este apósito permitiría al deportista utilizar la raqueta, pero protegería al hombro de dislocaciones, sobreesfuerzos, contracturas musculares, etc.

Vendaje funcional hombro: ¿prevenir o aliviar el dolor?

El principal objetivo del vendaje funcional del hombro es prevenir la aparición de afecciones musculares o de problemas en los tendones, los huesos, las articulaciones, etc., cuando existe un problema previo o una debilidad en esa delicada y castigada zona de nuestra anatomía.

De forma complementaria este tipo de vendajes preventivos también cumplen una importante función de alivio del dolor ya que inmoviliza en parte la articulación del hombro, impide inflamaciones que impliquen dolor articular o muscular, impide que la lesión de hombro progrese, afecte a la zona del cuello y desemboque en una cervicalgia, etc.

¿Cuándo hay que colocar un vendaje funcional hombro?

La pregunta del millón es ¿cuándo hay que colocar este tipo de vendajes? Como bien dicen los especialistas del entorno web Fisioterapia Online, el vendaje funcional en el hombro, en el tobillo o en cualquier otra parte del cuerpo sólo se debe colocar cuando sea estrictamente necesario. Es decir, cuando tengamos una lesión previa en el hombro, una contractura en los músculos de esa zona, una patología en las articulaciones de hombro y brazos… Es importante tanto saber cuándo colocar el vendaje funcional hombro como cuándo ha llegado el momento de acudir al especialista para que diagnostique el origen de esas molestias que notamos cuando jugamos al pádel, practicamos tenis o hacemos unos largos en la piscina.

pautas para el dolor