Rate this post

DOLOR DE ESPALDA

Pocas personas pueden decir que nunca han sufrido de dolor de espalda, aunque sin duda la situación se agrava cuando este dolor se vuelve constante. Uno de cada diez pacientes con dolor de espalda lo llegan a sufrir de forma continua durante 6 semanas.

Cuando hablamos de dolor de espalda puede ser desde una molestia constante hasta una punzada producida de forma repentina de dolor agudo que dificulta el movimiento. Asimismo, puede aparecer de forma rápida después de una caída o al levantar un objeto muy pesado.

Descarga la guía con información sobre el dolor de espalda

convivir con el dolor de espalda
Causas

Causas del dolor de espalda

Las causas de dolor de espalda pueden ser muy diversas y complejas. Una parte importante de los casos de dolor de espalda tienen un origen físico, ya que en la mayoría de los casos el dolor de espalda es causado por una fuerte tensión muscular alrededor de un nervio. Esta tensión muscular puede ser causada por una mala postura o una tensión frecuente en la columna vertebral. Destacar los movimientos incorrectos que realizamos al cargar o mover elementos pesados que pueden causar un intenso dolor de espalda.

Las principales causas del dolor de espalda son:

  • Edad. El dolor de espalda por causa del envejecimiento puede surgir a partir de los cuarenta años.
  • Sedentarismo. La vida sedentaria influye en la aparición del dolor de espalda. Al no ejercitar los músculos, éstos pierden la fuerza y la flexibilidad necesarias para evitar lesiones, esguinces, sobreesfuerzos, etc.
  • Fibromialgia. Los puntos de la fibromialgia localizados en esta zona sufren diariamente una gran presión.
  • Hernia discal. Se produce por degeneración vertebral, esfuerzos físicos o por algún traumatismo en la zona lumbar.
  • Artrosis. El dolor de espalda es uno de los síntomas ya que ésta es una enfermedad que se intensifica con el movimiento y la sobrecarga.
  • Artritis. Las personas que sufren esta afección sienten cómo se intensifica el dolor de espalda durante la noche y con el reposo.

Tipos de dolor de espalda:

  • Lumbago
  • Ciática
  • Lumbociática (combinación de dolor en la región lumbar inferior y el dolor del nervio ciático)
  • Dolor Pseudorradicular/Radicular
Síntomas

Síntomas del dolor de espalda

Además del propio dolor, los síntomas más comunes del dolor de espalda son la fatiga y la rigidez de articulaciones y espalda al levantarnos. A menudo el dolor de espalda también puede estar causado por un estado de tensión que afecte los músculos. La tensión muscular puede darse en una zona totalmente distinta a donde se siente el dolor; por ejemplo, si sentimos dolor en brazos, hombros y/o dedos puede ser resultado de una lesión o un sobreesfuerzo en la columna cervical.

Información

Información adicional sobre el dolor de espalda

Para saber cómo surge el dolor de espalda, primero hay que saber un poco más sobre nuestra columna vertebral.

Estructura de la columna vertebral

La columna vertebral es el eje central del cuerpo humano. En el extremo superior se encuentra el cráneo y en el inferior está la pelvis. Vista desde el lado, la columna vertebral tiene una forma de doble s, con la zonas cervical y lumbar curvadas hacia el interior, y la columna torácica y el coxis formando un arco curvado hacia el exterior; desde atrás, pero, solo vemos una línea recta. La estructura de la columna vertebral se estabiliza por medio de ligamentos y tendones.

Funciones de la columna vertebral

La columna vertebral es uno de los pilares del cuerpo humano, y como tal ejerce muchas funciones importantísimas. Estas incluyen el soporte de todo el peso de la cabeza, cuello, torso y brazos; realizar una variedad de movimientos del cuerpo: hacia adelante, hacia atrás, hacia los lados e incluso realizar giros; actuar como un amortiguador de modo que la cabeza y el cerebro están protegidos contra los choques al estar de pie en posición vertical; y, juntamente con las costillas, proteger la médula espinal y los órganos internos.

Las vértebras

La parte que soporta la carga de la columna vertebral entre el cuello y las vértebras lumbares se compone de 24 vértebras libres a las que hay que sumar cinco vértebras más fusionadas al sacro y cuatro o cinco vértebras encorvadas fusionadas al coxis.

Cada vértebra individual se construye de forma uniforme: un cuerpo vertebral, un arco vertebral, una apófisis espinosa, dos laterales y cuatro proyecciones conjuntas. Los ligamentos y los músculos se unen al saliente transversal de cada una de las vértebras para estabilizar la columna vertebral. Sin embargo, este esquema uniforme difiere en las distintas secciones de la columna vertebral. Así, a medida que bajamos del cuello, las vértebras son más grandes y menos móviles debido a que tienen que soportar un peso mayor.

Con la excepción de las dos primeras vértebras cervicales y las vértebras que fusionan el sacro y el coxis, todas las vértebras se conectan entre sí mediante discos intervertebrales que actúan como amortiguadores y hacen que la columna vertebral sea flexible.

La columna cervical

La columna cervical tiene que soportar una carga menor que otras áreas de la columna vertebral de cara a garantizar su plena movilidad. Como consecuencia, esta es la parte de la columna vertebral que más sufre los pinzamientos de las vértebras.

La columna torácica

La columna torácica tiene una libertad de movimiento muy limitado debido a las costillas. Por lo general, el dolor de espalda raramente se origina en la columna torácica. Cuando se produce dolor en esta zona acostumbra a ser en las articulaciones de las costillas, y se producen a causa del llamado movimiento continuo, como puede ser la respiración.

La columna lumbar

El dolor más frecuente que sufre la columna lumbar es debido al peso que soporta, y el dolor originado en esta zona a menudo se irradia a las piernas.

Los distintos tipos de dolor de espalda

Conviene identificar exactamente cuál es el tipo de dolor de espalda concreto. Así se podrá realizar un tratamiento ajustado al dolor.

Lumbago

El lumbago es un dolor que aparece repentinamente en la zona lumbar con el resultado de no poder enderezar por completo la espalda. La movilidad se ve severamente restringida.

Lumbalgia

La lumbalgia es un tipo de dolor de espalda crónico, e implica síntomas continuos o recurrentes.

Isquialgia

Dolor súbito y severo en la zona lumbar, que llega hasta las piernas a través de las nalgas. Normalmente, el dolor ocurre en un lado. El paciente apenas puede moverse. El dolor se produce en el nervio ciático.

Lumbociática

La lumbociática es una combinación de dolor debajo de la región lumbar y en el nervio ciático. Esto significa que el paciente tiene dolor tanto en la espalda como en las piernas.

Dolor pseudorradicular

El dolor pseudorradicular es causado por las alteraciones en las vértebras pequeñas.

Dolor radicular

El dolor radicular es el que afecta las raíces de los nervios, como puede ser una hernia discal.

Muchos dolores pueden detectarse prestando atención a estas señales de advertencia:

  • Dolor en la parte baja de la espalda
  • Sensación de debilidad
  • Entumecimiento
  • Picor (prurito)
  • Parálisis en las piernas
  • Incapacidad para mantener las deposiciones y la orina

Si se producen estas señales de advertencia, es recomendable acudir inmediatamente al médico para un examen más profundo: por ejemplo, rayos X, análisis de sangre y exploraciones MRI y CT.

Rara vez se realiza cirugía en estos casos. Sin embargo, puede ser necesario en caso de daño nervioso grave causada por hernia, parálisis motora o trastornos de la función de cierre de la vejiga.

tratamiento icono

Tratamientos para el dolor de espalda

Las personas con dolor de espalda crónico deberán realizar ejercicios después de consultar con su médico. Esto es importante, ya que los enfermos que sufren dolor de espalda crónicos tienden a evitar el ejercicio físico por temor a que el dolor se intensifique, y sin embargo, precisamente la falta de movimiento aumenta el dolor de espalda.

En general, el tratamiento para el dolor de espalda consiste en:

  • Medicamentos para aliviar el dolor: por lo general, se recomiendan analgésicos para inhibir las señales de dolor que se envían al cerebro.
  • Medicamentos antiinflamatorios: los esteroides orales y el ibuprofeno se usan con el propósito de disminuir rápidamente las inflamaciones causantes de los dolores musculares en la zona de la espalda.
  • Relajantes musculares: se usan para aliviar los dolores de espalda severos cuando se presentan por un espasmo muscular.
  • Masajes: con ellos se puede mejorar la circulación de la sangre hacia los músculos de la espalda, lo que facilita que las lesiones sanen. Los masajes también pueden reducir la tensión.
  • Tecnología de andulación: se trata de un tratamiento natural, no invasivo y no medicamentosos que combina las terapias vibracionales de cuerpo entero (Whole-Body Vibration) con calor por infrarrojos y una ergonomía específica del paciente. Su función principal es el alivio del dolor agudo y crónico.

Medidas adicionales para tratar el dolor de espalda

Además, existen una serie de medidas muy eficaces a nuestra disposición, como son:

  • Calor (en el dolor de espalda leve).
  • Tratamiento tradicional con analgésicos, sedantes, etcétera.
  • Acupuntura.
  • Cirugía (en casos de daño nervioso severo).

La actividad diaria puede prevenir el dolor de espalda
Adquirir una serie de hábitos nos ayudará a aliviar este dolor, incluso puede que junto con medidas anteriormente mencionadas, desaparezca el dolor de espalda.

  • El movimiento asegura el suministro de sangre adecuado.
  • La postura erguida de la espalda previene rebaja la aparición de lesiones.
  • Ponerse en cuclillas con la espalda recta.
  • Levantar pesas con las piernas abiertas, lo más cerca posible al cuerpo.
  • Sentarse en un ángulo recto con los pies estén bien apoyados en el suelo. Los brazos también deben formar un ángulo recto cuando las manos están en el teclado.
  • Usar un buen calzado, con suelas planas para aliviar la columna vertebral.
  • Practicar deporte para formar la columna vertebral (el deporte fortalece los músculos, tendones y ligamentos).

Más artículos sobre el dolor de espalda que te pueden interesar

5 rutinas de estiramientos para el dolor de espalda

El dolor de espalda puede ser muy incapacitante. Si no tomamos medidas puede inhabilitarnos para realizar las tareas del día a día. Es por lo que hoy en el blog de las personas que viven con dolor que te proponemos una serie de estiramientos de espalda.

Los mejores ejercicios para el dolor de espalda

Hay zonas de nuestro cuerpo que sufren especialmente, ya sea por los hábitos adquiridos o por nuestro estilo de vida. Hoy en el blog de las personas que viven con dolor te recomendamos los mejores ejercicios para el dolor de espalda.

Las cremas para dolor de espalda más usadas por deportistas

Los deportistas por su actividad física entienden de dolor. Es por lo que muchos de los productos utilizados por ellos nos pueden servir de guía para aliviar los síntomas de algunas afecciones. Hoy en el blog de las personas que viven con dolor te ayudamos a elegir una crema para dolor de espalda.

Dolor de espalda por ansiedad

En ocasiones el dolor que padecemos en alguna parte de nuestro cuerpo viene dado por otras afecciones de origen psíquico. Hoy en el blog de las personas que viven con dolor te hablamos de dolor de espalda por ansiedad.

jornadas icono hhp

JORNADAS CONTRA EL DOLOR

Inscríbase gratis a una Jornada de andulación en un centro de salud cerca de su localidad

Ver jornadas

fisio icono hhp

PLAN PERSONALIZADO

Servicio gratuito y permanente para ti y para tu familia por parte de un fisioterapeuta de HHP Spain

Saber más

vibracion icono hhp

TECNOLOGÍA AVANZADA

Descubre los 2 tratamientos en los que se basa la tecnología de andulación

Más información